Donostia – Urumeako ninfak (1828)

Iturria: Relación de la venida del rey nuestro señor y de su augusta esposa a la ciudad de San Sebastian y diario de su permanencia en ella en junio de 1828 (Imp. Ign. Ramon Baroja, 1828)
38. orr.

y entonces se empezó á entonar el himno puesto en música por nuestro profesor D. Pedro Albeniz que dirijía personalmente su ejecución. Un silencio sepulcral sucedió repentinamente á la bulliciosa algazara con admiración de todos los que se veían rodeados de nueve mil personas y no conocían la cultura de este Pueblo. Después que la música militar desempeñó su parte, le sucedió la música de concierto y á su tiempo entraron los dos coros de músicos de voz á cantar la letra. (…) Entraba después formando al final un tuti sonoro con las numerosas voces que había dentro y fuera del tablado , reforzado con la orquesta militar que retumbaba en la Plaza y calles inmediatas. Las convinaciones de esta composición música son tan variadas como bellas ; pero dejando á un lado su mérito artístico , lo que podemos decir los que conservamos nuestros oidos tales como nos los dio la Providencia sin las modificaciones del arte, ó como si dijéramos, sin domesticar, es que el varonil sonido de la voz de los hombres , la melodiosa ternura de los acentos de nuestras Ninfas que mas lo parecían del Pésaro que del Urumea , y el silencioso recogimiento con que todos escuchaban y entendían hasta la última nota , y la última palabra, cautivaron nuestros sentidos, extasiaron á todos
los espectadores y arrancaron abundantes lagrimas muy reales , muy verdaderas y nada metafóricas á una multitud de oyentes de todos rangos

Deskargatu Faksimila PDF euskarrian

Egilea: Anonimoa
Data: 04/06/1828